UNO, DOS, TRES, CUATRO, CINCO, SEIS, SIETE, OCHO, NUEVE, DIEZ...

UNO, DOS, TRES, CUATRO, CINCO, SEIS, SIETE, OCHO, NUEVE, DIEZ...
"EL CAPITALISMO NO ES NADA MÁS QUE UNA EMPRESA DE LADRONES COMUNES DISFRAZADA DE 'CIVILIZACION' QUE EXTENDIÓ, IMPERIALÍSTICAMENTE, A ESCALA GLOBAL, UN 'SISTEMA' (ECONÓMICO, POLÍTICO, IDEOLÓGICO Y SOCIAL) PARA LEGALIZAR Y LEGITIMAR CON LEYES UN ROBO MASIVO Y PLANETARIO DEL TRABAJO SOCIAL Y DE LOS RECURSOS NATURALES, ENMASCARADO DE 'ECONOMÍA MUNDIAL' " Manuel Freytas -- "LA SITUACION DEL CAPITALISMO HOY EN DIA NO ES SOLAMENTE UNA CUESTION DE CRISIS ECONOMICA Y POLITICA, SINO UNA CATASTROFE DE LA ESENCIA HUMANA QUE CONDENA CADA REFORMA ECONOMICA Y POLITICA A LA FUTILIDAD E INCONDICIONALMENTE DEMANDA UNA REVOLUCION TOTAL" Herbert Marcuse, 1932



"UN SISTEMA ECONÓMICO CRUEL


AL QUE PRONTO HABRÁ

QUE CORTARLE EL CUELLO"

¡ QUÉ GRAN VERDAD !
PORQUE FUÉ ESE MISMO
SISTEMA ECONÓMICO CRUEL,
PRECISAMENTE,
¡ EL QUE LE CORTÓ EL CUELLO A ÉL !


Monday, June 7, 2010

APRENDAMOS DE ORTEGA Y GASSET NUESTRA VERDADERA SITUACION EN LA EXISTENCIA


                                       Apuntes tomados en la clase de Historia de Filosofia
                   en la Universidad de Barcelona (1971-1973) cuando estudiaba Filosofia y Letras

"Decímos que hemos encontrado una verdad cuando hemos hallado un cierto pensamiento que satisface una necesidad intelectual previamente sentida por nosotros.
Verdad es, por lo pronto, aquello que aquieta una inquietud de nuestra inteligencia. Sin esta inquietud no cabe este aquietamiento. Generalizando, tendremos que una verdad no existe propiamente sino para quíen la ha de menester, que una ciencia no es tal ciencia si no es para quíen la busca afanoso, en fín, que la Metafísica no es Metafisica sino para quien la necesita.



Se necesita precisamente lo que no se tiene, lo que falta, lo que no hay,  y la necesidad, el menester, son tan mas estrictamente tales cuanto menos se tenga, cuanto menos haya lo que se necesita, lo que se ha menester.
El menesteroso de una ciencia, el que siente profunda necesidad de la verdad, se acercara cauteloso al saber ya hecho, lleno de suspicacia, sometíendolo a crítica, precisamente porque necesita un saber con radical angustia pensará que no lo hay, y procurará deshacer el que se presenta como ya hecho.


Al colocar al hombre en la situación de estudiante, se le obliga a hacer algo falso: a fingir que siente una necesidad que no siente.
La cultura o saber no tiene mas realidad que responder y satisfacer, en una u otra medida, a necesidades efectivamente --y afectivamente-- sentidas, y el modo de transmitir la cultura es el estudiar, el cual no es sentir esas necesidades. Asi, tendremos que la cultura o saber se va quedando en el aire, sin raíces de sinceridad en el hombre medio a quien se obliga a tragárselo.
Esa cultura sin raígambre en el hombre, que no brota de él espontaneamente, carece de autóctonia (es algo impuesto, inintelegible, en suma, irreal ). Y asi, por debajo de la cultura recibida, pero no autenticamente asimilada, quedara intacto el hom­bre, es decir, quedara inculto. Se explica asi, en parte, que el gigantesco progreso de la cultura haya producido un tipo de hombre como el actual.


El hombre hace Metafísica cuando busca una orientación radical a su situacion. La vida del hombre se compone de situaciones. Siempre que se vive se vive en una determinada situacion. Y cualesquiera sean los ingredientes variables que forman la situacion en donde yo me encuentro, es evidente que
esa situacion sera un vivir yo. Por tanto: la situacion del hombre en la vida es vivir, y  la situacion del hombre ( esto es, su vida) consiste en una radical desorientacion.

Sustituyendo --ahora-- saber por orientacion, tendriamos que Metafisica seria el saber radical, pero como esta definicion llevaria implicito el conocimiento conceptual de saber (que ha sido el uso constante de la Filosofia), y yo no doy por supuesto y entendido lo que es saber y lo que es ser, dejaremos asi la  orientacion en lugar del saber"

Antes de partir hacia la idea del conocimiento, antes de iniciar la aventura del saber de las cosas, Ortega quiere discernir en que consiste ese saber, ese conocimiento.

"Durante siglo y medio se considero como parte inicial y fundamental de la Filosofia (F) la critica o teoria del conocimiento (los problemas epistemologicos),  como durante mas de mil años se considero que la parte fundamental de la Filosofia era la Ontologia, o la teoria del ser. Hasta ahora, la F estudiaba el ser, estudiaba el ser-de-las-cosas, y se preguntaba: ¿que son las cosas?, pero no se preguntaba: ¿que es el ser?. Esto lo daba por supuesto. Y parejamente, cuando la teoria del conocimiento se preguntaba: ¿que es el saber o conocimiento?, lo que buscaba era si era posible entender, en realidad, ese saber o conocimiento. Pero jamas se le ocurrio comprender la pregunta en su sentido mas obvio, radical y primario : ¿que es eso cuya posibilidad, funcionamiento, limites y normas queremos estudiar?; o, dicho de otro modo: ¿como es que existe en el
Universo ese algo que llamamos saber, antes de averiguar si es posible o no?.
Si saber y ser son los dos problemas fundamentales, definir la Metafisica (M) como saber radical es darla por supuesta, peor aun, es dejarse lo principal de ella a la puerta y comenzar cuando ya todo se ha  dado por supuesto.
La F progresa cuando se hace question de lo que hasta la fecha no habia sido cuestionable.

Asi, la definicion de M implica algo muy grave; no dice que el hombre solo hace M cuando su situacion es de desorientacion, admitiendo que --el hombre-- puede hallarse en otras situaciones de orientacion, sino que taxativamente afirma que la situacion del hombre es siempre desorientacion. Tanto da para el caso, decir sentirse perdido como sentirse desorientado; y se entiende por perdido, no a ratos, sino siempre.

Sentirse perdido implica, por lo pronto, sentir-se: esto es, encontrarse a si mismo, hallarse, pero a la par, ese si mismo que encuentra el hombre al sen­tir-se, consiste, precisamente, en un puro estar perdido.
Pues bien, si cada uno de ustedes retrae la atencion sobre si mismo no encuentra a éste --'si mismo'-- en situacion de perdimiento y desorientacion, sino al contrario."

Detalla ahora Ortega todas las convicciones y coartadas que usamos y barajamos en nuestra vida para no sentirnos 'perdidos', pues sin las cuales todo el edificio construido defensivamente por el 'yo' se tambalearia peligrosamente poniendo en un grave riesgo existencial todas nuestras necesarias creencias y 'verdades', lo cual nos llevaria a la imposibilidad de gobernar debidamente nuestros actos.

"Decir que nos consta algo y decir que poseemos con respecto a algo una conviccion son terminos identicos. Yo acabo de eludir al repertorio de las convicciones que ustedes poseen, las cuales les hacen sentir­se orientados y no perdidos. Pero tomemos de entre esas convicciones una de las mas firmes: que dos mas dos son cuatro . Pero si analizamos esta constancia nos encontramos con algo sorprendente: es probable que ninguno de ustedes se haya planteado nunca la cuestion de si dos mas dos son cuatro.

¿Que quiere decir entonces que les consta? Quiere decir que la han recibido de su contorno social, que han oido decir eso: a ustedes les consta solo lo que a otros les consta. Usan de esa conviccion, pero no es suya. Hacen ustedes como si les constase. Es una conviccion sin efectividad, ficticia. Y viceversa, si un dia se hacen ustedes cuestion de si, en efecto, dos y dos son cuatro, y despues de hacerse cuestion de ello, en vista de evidentes razones se convencen de ello, entonces ocurrira que es cada uno de ustedes quien tiene esa conviccion, que la conviccion es su­ya y no de los otros , en suma, que de verdad le consta a cada uno de us­tedes .

Pero noten que esa constanacia efectiva les ha sobrevenido porque y solo porque, se hicieron ustedes cuestion del asunto y mientras se hacian cuestion de ello era para ustedes cuestionable el caso, o lo que es igual: se sintieron perplejos ante si dos y dos son cuatro o no, es decir, se sintieron desorientados. Y como lo propio acontece con todas las demas convicciones, tenemos dos modos de estar orientados:
-Uno, en que la orientacion es efectiva, en que, efectivamente, nos consta algo a cada uno de nosotros, pero este modo supone siempre, inexorablemente, una previa desorientacion, un previo no-constarnos, que ha sido resuelto por nosotros mismos.
-Y dos, un status en el que la 'orientacion' es ficticia, en que no es el si-mismo de cada cual el que esta convencido, sino un pseudo-yo que nos viene del contorno social, el cual ha suplantado nuestra efectiva y real personalidad.
ESTA FICTICIA ORIENTACION ES LA QUE NO PRESUPONE DESORIENTACION PREVIA.

El hombre se puede encontrar en una de estas dos desorientaciones:
-UNA AUTENTICA QUE IMPLICA LA DESORIENTACION, Y POR LO MISMO NOS OBLIGA A INTENTAR ORIENTARNOS.
-Y OTRA FICTICIA EN LA CUAL NOS DAMOS POR ORIENTADOS.
¿Cómo es ésta última posible?

Como el hombre va viviendo en vista de su orientacion, del repertorio de sus convicciones, en el caso de la orientacion ficticia, todos sus actos, toda su vida, sera ficticia.
Si analizan ustedes su situacion notaran que esa orientacion en que creen encontrarse tiene un caracter provisio­nal. Se dan cuentan de que la han adoptado precisanente para no hacerse cuestion de las cosas, diriase que, precisamente, porque por debajo de ella, en su ultima autenticidad, se presienten ustedes radicalmente desorientados, perdidos. Lo cual eqivale a que huyen de su atentico si mismo y lo sustituyen por una personalidad convencional. Pero es el caso que yo he de tomar a ustedes donde estan, y estan en esa que, por lo pronto, presumen orientacion. Y este heho indubitable pertenece a una cosa o realidad que se llama vida, y es el hecho de la desorientacion.

Asi, volvamos a repetir,  que la definicion de M conlleva algo muy serio:
No dice que el hombre solo hace Meatafisica cuando su situacion es de desorientacion, sino que taxativamente afirma que la situacion del hombre es siempre desorientacion. Tanto da para el caso, decir sentirse perdido como sentirse desorientado; y se entiende por perdido, no a ratos, sino siempre.
Y es en esta situacion, aprehendiendo exactamente donde estan ustedes ubicados, donde quiero empezar mi clase"

No comments:

Blog Archive