UNO, DOS, TRES, CUATRO, CINCO, SEIS, SIETE, OCHO, NUEVE, DIEZ...

UNO, DOS, TRES, CUATRO, CINCO, SEIS, SIETE, OCHO, NUEVE, DIEZ...
"EL CAPITALISMO NO ES NADA MÁS QUE UNA EMPRESA DE LADRONES COMUNES DISFRAZADA DE 'CIVILIZACION' QUE EXTENDIÓ, IMPERIALÍSTICAMENTE, A ESCALA GLOBAL, UN 'SISTEMA' (ECONÓMICO, POLÍTICO, IDEOLÓGICO Y SOCIAL) PARA LEGALIZAR Y LEGITIMAR CON LEYES UN ROBO MASIVO Y PLANETARIO DEL TRABAJO SOCIAL Y DE LOS RECURSOS NATURALES, ENMASCARADO DE 'ECONOMÍA MUNDIAL' ". Manuel Freytas



"UN SISTEMA ECONÓMICO CRUEL


AL QUE PRONTO HABRÁ

QUE CORTARLE EL CUELLO"

¡ QUÉ GRAN VERDAD !
PORQUE FUÉ ESE MISMO
SISTEMA ECONÓMICO CRUEL,
PRECISAMENTE,
¡ EL QUE LE CORTÓ EL CUELLO A ÉL !


Saturday, January 9, 2010

EL IMPERIO BURGUÉS Y SU "VÖLKERWANDERUNG"




En el siglo XIX ...Ese siglo en el que se creía que todos los males de la humanidad iban a ser resueltos mediante la Ciencia y el Progreso de las Ideas, se pensaba que la sociedad civil iría a mejorar al hombre...se iba a encontrar en el siglo XX con el pesimismo cultural que nació al no verse esas espectativas por ningún lado. 
Pero antes de llegar aqui, la dialéctica de Hegel sostuvo esa esperanza del progreso humano hacia la libertad:
"History is the story of the
progress of civil society and the story of huaman freedom...(is) the march of God on Earth".
Nada de eso se ha formó; es mas, hoy en día parece que es 'la marcha del diablo sobre la Tierra' lo que esta pasando.

En cambio, Rousseau estuvo acertado:
"El hombre nace libre y en todas partes está encadenado...Todos los subsecuentes progresos han sido estapas que tan sólo aparentaban el mejoramiento individual (...) pero, en realidad, ese progreso sólo ha conducido a la decrepitud de la especie (...) Dios Todopoderoso: sacanos del Iluminismo y retornanos a la ignorancia, a la inocencia, a la pobreza"

Dios Todopoderoso: sacanos del demencial mundo de la maquina y la tecnologia capitalista, porque si esto es saber, es 'Kultur y Zivilisation', entonces retornanos a la ignorancia (decimos nosotros)

La civilizacion burguesa ha fracasado.
No podemos continuar engañandonos.
Kafka, Huxley, Orwell,
se quedaron cortos:
es mas espantoso.
Los ricos cada dia corren mas hacia sus "gated communities".
Los 'muros palestinos'se extienden.
Los pobres,
los hambrientos,
los oprimidos,
los robados,
cada día
están mas entabicados,
físicamente,
socialmente,
políticamente.
A los redentores que luchan por un mundo mejor
o se los calumnian o se se los crucifican
levantando bases militares,
atacando,
agrediendo,
matando,
mintiendo,
terror mediatico que tritura lo axiomático.
El embrutecimiento filosófico, cultural, y espiritual
de la Humanidad es escalofriante.
El control de pensamiento, mortal.
La desesperanza en el fondo de cada alma,
colosal.
El pesimismo, universal.
La deteriorización de valores, total.
Aquella "transvaloración de todos los valores"
que proponía Nietzsche se hace urgencia perínclita.
El 'Titanic' está escorado
y todo el mundo ha oído al capitan:
¡Salvese el que pueda!
(Nada mas brutal al estilo "hobbesiano")
Pero no hay tierra hacia dónde nadar.
A ésto ha conducido la civilización del capital:
a que cada jefe de gobierno de cada nación con arsenal atómico
tenga siempre cerca de él el "maletín nuclear" dónde, apretando unos botoncitos,
a todos por el aire nos haran saltar:
 ¿es esta "the march of God on Earth"
de la que hablaba Hegel?

El 'lider' del 'free world', la Union de Satrapas Americanos, ("the chosen people") mas que nada parece seguir el "Mein Kamps" del Mafioso capitalista aleman que derrotaron en la II Guerra Mundial, que, como bien dijo al respecto George Lukcas: "The US imperialism could, in substance, realize everything sought by Hitler without needing to break with 'democracy' formally".
Estamos en el IV Reich y no lo sabemos.
Hitler no perdió.
Lo transformaron.
Le bajaron el brazo y lo pusieron en la "democracia"
que nos oprime por todos lados.
E inscribieron una esvástica teológica en el dólar
con este 'adagio':
"In God We Trust".
(Hitler no se hubiera atrevido a tanto)
Y cambiaron su operación militar "Barbarossa"
para conquistar y destruír a la Union Soviética
por una operación muchisimo mas sofisticada e implacable
que acabo, de forma 'pacifica', con sus oponentes.

La Deshumanizacion de la Humanidad
es ya himalayica; pero viene y cabalga desde atrás
(como todo), desde el alfa del 'salto mortale' que rompió
el cosmos feudal y una nueva senda comercial se comenzo a andar. O tal vez ya toto estaba enclavado en los aminoacidos del 'Homo erectus' desde tiempo inmemorial. No lo sabemos. Pero como metodologia, partamos de la originaria acumulación de capital a la caída de la Edad Media.

Nos dice Ernesto Sabato:
"Tal como Berdiaeff advirtió, el Renacimiento se produjo mediante tres paradojas:
1) Fué un movimiento individualista que terminó en la masificación.
2) Fué un movimiento naturalista que terminó en la máquina.
3) Fué un movimiento humanista que ter­minó en la deshumanización.
Que no son sino aspectos de una sola y gigantesca paradoja: la deshumanización de la humanidad."
Retomemos a Sabato:
"Esta crisis no es sólo la crisis del sistema capitalista: es el fín de toda esa concepción de la vida y del hombre, que surgió en Occidente con el Renacimiento. De tal modo que es imposible entender este derrumbe si no se examina la esencia de esa civilización renacentista."

Nosotros no nos vamos a remontar tan lejos, iremos hasta el siglo XIX.  Es el siglo de grandes cambios y grandes mentes, por ejemplo, la de Boudalaire que oteó el alud que ya se avecinaba con esta palabras: "El progreso ha atrofiado en nosotros todo lo que es espiritual".  Y de esos que lo habian atrofiado, decia: "Los nomadas y aun los canibales, por virtud de sus puras energias y de su personal dignidad, son superiores a las razas Occidentales".
Es una buena manera de empezar porque es verdad.

En mil ochocientos, una vez visualizados los efectos de la Revolucion Industrial, se produjeron los que siguieron creyendo en el progreso, Hegel, Auguste Comte, Darwin, Herber Spencer, Marx; y los que sientieron que aquello iba la debaclé y habia que buscarse otras avenidas alternativas, Pascal, Rousseau, William Blake, Hölderling, Kierkegaard, Schiller, Shopenhauer, Burckhardt, Nietzsche.
George Lukcás llamó a éste ultimo movimiento filosofico que se puso  (desde la plataforma existencial del hombre indefenso de carnes y huesos) 'contra la razon, el progreso y las ciencias objetivas': "irracionales" y "reaccionarios apologeticos del sistema" (excepto Rousseau, claro); en una palabra, los consideraba a todos un club de burgueses pensando para burgueses, que, vaya coincidencia en favor de Lukcás, fueron los mismos que le alfombraron a Hitler la subida al poder --sin contar al espiritual-geometrico de Pascal-- (Recordemos Nietzsche, Heisengger) 

(En su famoso libro, "La Destruccion de la Razon", Lukcás expone con gran penetracion analizadora (y denuncaidora) un irracionalismo que es consecuencia del periodo inperial del capitalismo donde esa filosofia existencial, apofantica y subjetiva, no es mas que la tapadera historica que las clases dominantes necesitan para controlar el ascenso del espiritu revolucionario de las masas) 

Pero sigamos la corriente de las aguas rio a bajo...


In 838, Jacob Burckhardt enfilo hacia la universidad de Berlin donde Theodor Droysen y Leopold von Ranke estaban transformado la hermeneutica historica en una mueva 'ciencia' analitica de objetificacion que llevaba al hisotoriador a un nuevo deber: el deber de enseñar el pasado como "wie es eigentlich gewesent ist", como lo que realmente pasó. Burckhardt rápidamente aprendió.
Y cuando Burckhardt tomo el puesto de maestro, Nietzsche se sentaba regulamente en su clase donde oia de él sus ataques contra "nuestro viejo amigo la idea del Progreso". Los dos veian a la democracia moderna como un 'concenso manufacturado' donde las masas solo era simples herramientas de los poderosos intereses economicos de las corporaciones industriales y militares. Este pesesimismo cultural llevo al maestro a escribir desilusionadamente: "No tengo ninugna esperanza en el futuro"; y a su discipulo Nietzsche a decir de la decadencia y descomposicion humana: "paralisis por todos lados, torpedad, vitalidad esteril y caos". Para Nietzsche, la sociedad estaba enferma y hacia falta, primero, desbancarla, y, segundo, sustituir la degeneracion creada por un un nuevo tipo de hombre 'Zaratrustado' que supiera redimir las corrientes atascadas que la falsa moral cristiana-burguesa habia edificado. Lo que quizas nunca pudo imaginar es que de estas cenizas denunciadas iria a salir un Hitler de esvasticas.

Hobbes habia quedado atras, pero se proyectaba porque venia naciendo una sociead selvatica de competicion implacable donde el hombre, como sentenció el filosofo ingles se habia convertido en un lobo para el hombre, "Homo homini lupus". Freud retomaria este módulo dos siglos y medio despues, ya en plena era nihilista nietzschiana, escribiendo que el hombre primitivo aun no tenia aue luchar contra ninguna restriccion estructural y seria a su libre caracter para lograr la satisfaccion de sus desesos fundamentales. "En realidad, el hombre primitivo...no conocia ninguna restriccion a sus instintos...El hombre civilizado, en cambio, ha cambiado parte e sus probabilidades de felicidad por cierto grado de 'seguridad' ".
Segun Freud, la agresividad humana, la misma que notó Hobbes, viene de dos fuentes: una, la tendencia a la destruccion; aunque el hombre puede canalizar parte de este impulso contra el mismo, mediante el super-ego, y aunque pocos puedan sublimar el deseo sexual hasta convertirlo en amor fraterno (y no proscrito), la innata agresividad era inestirpable y constituia la materia prima de la que se nutre la sociedad capitalista competitiva. De esta manera, Freud matizaba su hermeneutica con tintes reaccionarios al subrayar que las caracteristicas del hombre en el capitalismo moderno son sus propias caracteristicas naturales, justificando, 'a priori', el raison d'étre del sistema. En su "Malestar de la Cultura" Freud termina de fundir la incompatibilidad entre el coro psico-emocioanl del ser humano y las imposiciones implicas en la civilizacion. Por lo tanto la 'solucion debia ser personal'. Desde el "Conocete a ti mismo" del oráculo de Delfos hasta la terapia psicoanalitica de Freud, la mision psicologica de principios del siglo XX comenzo a ser el trabajo de descubrir la autentica personalidad del individuo, deconstruyendolo de su contexto sociopolitico (tal como lo asumio Reich cuando se aparto de su mentor y maestro Sigmun Freud)
Pero el torbellino ya estaba abierto. Aquella "patologia de la normalidad", como la llamó Fromm, estaba oradando todos sus canales para desembocar en Oswald Spengler.

Pero antes detengamosnos en 1896 cuando el sociologo Simmel equiparó la filosofia de Nietzsche a la misma altura que la revolucion intelctual de Copernico. Nietzsche estaba en boga como portavoz de un mundo imperialista que naufragaba en sus propias contradicciones internas al mismo tiempo que necesitaba neutralizar el creciente "principium rationis sufficientis" de los movimientos revolucionarios de mitad del XIX que esa misma burguesia descalabrada se veia impelida a controlar.
En Francia, Nietzsche inspiro a George Sorel, que, portando las semillas de la anfibología nietzschiana de reaccion y progresismo, primero debuto en el campo marxista para despues cimentar la ideologia filosofica de Benito Mussolini. En España, la citada influencia del pensador aleman se decanto principalmente en Miguel de Unamuno y Ortega y Gasset, autor de "La revuelta de las masas", donde ya, palpablemente, se literaturizaba el temor (oculto y dosificado) de las elites al poder popular que avanzaba. Algo se tenia que hacer para detenerlo. Y en Alemania, cuna cultural de Europa, donde la fase imperialista del capitalismo tenia que abrirse camino,
se empezaron a forjar los necesarios resortes al respecto. 

Oswald Spengler estudio a fonfo a Nietzsche, al "profeta e los profetas", como lo llamaba, y en 1918 aparece su primer volumen de "La Decadencia de Occidente". No fue una obra desesperada en el pesimismo, fue un recuento historico para tratar de remontar a los poderes decadentes del siglo diecinueve con la construccion de una nueva Europa donde Alemania estaba destinada a jugar un papel primordial. Spengler diria mas tarde en su "Hombre y Tecnicas", que "la civilizacion en si misma se habia mconvertido en una maquina" donde la tecnologia terminaria controlando y supeditando a sus creadores y no estos a aquellas.
Once años antes, en 1911, Werner Sombart publico un ensayo titulado "Tecnologia y Cultura" donde atacaba fulgurantemente el rumbo mecanicista y alienante que seguia la sociedad y se argumentaba, con lucidas premisas, el grave conflicto de las dimensiones de la vida humana que habia quedado enajenado bajo la esclavitud de la maquina. Sombart repudiaba al capitalismo que habia producido una existencia que solo creaba "objetos duros, frios y sin vida que solo servian para las ganacias de los hombres de negocio", fabricando un universo deshumanizado basado en lo que los estudiantes de Sombart llamaban, "mentiras y fraudes".
En ese mismo año de 1911, Sombart sintentizo su vision en lo Alemania pronto le enseñaria a Europa: "que hacer con las masas...y como poder salvar a la naturaleza humana de las maquinas".

Mientras tantos Spengler se iba forjando en racionalizar la gran crisis por la que atrevesaba el capitalismo en su libro "La Decadencia de Occidente" cuya primera edición, como dijimos, apareció en 1918. Spengler concluyo que lo unico que podia salvar a la sociedad moderna era una economia socialista que tuviera los pies en el suelo. Juntos, obreros, soldados, ingenieros, intelectuales de derecha, podrian desbancar a "la dictadura del dinero" de la Alemania de la postguerra. Lo que tambien se trataba de desbancar era la revolucion social que experimentaba Alemania en ese mismo 1918.
En 1920, Hitler cambio el nombre del Partido de los Trabajadores en el Partido Nacional Socialista de los Trabajadores, el nueva moneda del socialismo aleman de Spengler que atacaba el liberalismo de una moribunda 'Zivilisation' con su corrompida mente comercial burguesa.

En las elecciones de 1932, Spengler voto por Hitler y hasta puso la bandera de la esvastica en el balcon de su casa de Munich. Pero todo no se desarrollo segun el 'libretto' previsto y pronto Spengler, al sentir el cariz que tomaban los acontecimientos,  en su trabajo, "La Hora de la Decision", se revolvia critico contra
el angulo inesperado que tomaba el partido nazi. Pero la indiscutibilidad de su responsabilidad en el ascenso de Hitler al poder se mantenia intacta. Y el III Reich, en el zenit de la expansion del imperialismo aleman, despues de acogotar los movimientos revolucionarios internos, se corono como corolario politico de toda la filosofia romantica, por un lado, y del nihilismo critico que solo favorecio a la burguesia para aplastar a las masas y elevar el fascismo como clase dominante imperial.

Entremos ahora en Arnold Toynbee, en su "Study of History".
Hablando de decadencia, de Völkerwanderung, Toybeen enfatizo que el surgimiento del militarismo y la creacion de grande esjercitos era infalibles signos, no de triunfalimos, sino de declinacion. Que el espiritu castrense es "suicida" y una "aberracion" en las sociedades desarrolladas. Toynbee fue un gran detractor de la fuerza imperialista (expansionista) occidental. En su "Study of History" condena todas las construcciones imperiales como intentos de distraer la atencion popular del decaimiento interno de la sociedad.
Toynbee catalogaba a los Estados Unidos como la nueva Roma. Porque lo mismo que el imperium romanum "consistentemente soportaba al rico contra el pobre en todas las formas de comunidades" y creaba toda clase de "desigualdades, injusticias y opresion e infelicidad en los pueblos", el mismo signo y destino realizo los Estados Unidos en la llamada guerra fria. El famoso historiador ingles afirmo que los Estados Unidos era uno de los malignos imperios en el mundo de la postguerra; el otro era Israel. En 1969 escribio: "Must be today the two most dangerous (countries) of the 125 sovereign states among which the land-surface of this planet is at the present partitioned".
America e Israel eran peligrosos -para Toynbee- no solamente porque eran violentos poderes militares; sino porque tambien representaban un desintegrado y moribundo Occidente. Sus acciones en Laos, Vietnam y Palestina no eran solamente crimenes, sino "crimes that were also a moral anachronism"

(INTERMINADO)

Blog Archive